miércoles, 4 de diciembre de 2013

Mi hermana cósmica


Cuando era pequeña escuchaba a mi madre decir... "Dios se nos presenta de formas muy variadas" y la verdad no entendía; luego, cuando me hice adulta comprendí exactamente a qué se refería más allá del tema religioso, ... comparto con todos vosotros una historia a través de la cual descubrí la inmensa y dulce verdad detrás de esa expresión...

Por las circunstancias que me toco vivir me quede sola en mis país, me refiero a familia; después de mi divorcio, como es lógico los niños pasaban bastante tiempo con su padre. Mi madre después de enviudar de mi padrastro decidió irse a vivir a USA, donde también vivían mis hermanos desde hacia muchos años, entonces  me di cuenta que estaba sola con mis hijos y mis circunstancias.

Nunca he sido de muchas amigas, tenía dos o tres, sin embargo llegó una en especial que marco un antes y un después en mi vida y considero hoy día mi "hermana cósmica", así nos llamamos, yo la bautice con éste nombre ya que llegó en un momento muy sensible y necesitado de afecto y desde ese momento ha estado a mi lado emocional y físicamente cuando la he necesitado.

La conocí en mi lugar de trabajo a principios de los 90, una experiencia laboral poco relevante si no fuera porque la encontré a ella. Era una compañera más de trabajo y un día en la hora del almuerzo le pregunto si sabía de algún piso que alquilarán cerca de donde ella vivía, en seguida me dijo que si y me consiguió los datos, a los días lo fui a ver y a la semana me estaba mudando, justo en el mismo bloque unos pisos más arriba.... 


y así empezó una amistad... hermandad que lleva más de 23 años.

Nos íbamos y veníamos juntas del trabajo en mi coche. Muy temprano en la mañana salíamos con mis niños para dejarlos en sus respectivos coles y nosotras seguíamos para el trabajo que quedaba a unos 45 minutos de dónde vivíamos. 

Recuerdo que como mi coche era pequeño entrabamos justitos y mi hija menor (5 o 6 años en aquella época) tenía que ir en las piernas de mi amiga y siempre se rebotaba un montón y decía "...porque tiene que venir siempre ella con nosotros...!!!".

Por supuesto mi amiga acompaño grandes y pequeños momentos de mi vida, su casa se convirtió en mi refugio y el de mis hijos, compartíamos largas charlas en el balcón de su piso tomando "café con canela" o almuerzos riquísimos que ella preparaba los domingos, también llenó las navidades de luces en mi corazón, fechas de especial nostalgia para mi. Salíamos de viaje juntas los fines de semana, nos acompañaba mi hija menor, sentada en el asiento de atrás, mientras nosotras conversábamos de mil cosas y escuchábamos a Rocío Durcal una y otra vez.... que recuerdos tan hermosos.

Para poder sobrevivir económicamente siempre estaba pendiente de oportunidades de trabajo que me fueran más convenientes; una vez mi amiga me pasa una nota de prensa (en aquella época aún era así) donde solicitaban una persona con mi perfil laboral, al principio yo la descarté ya que era una institución donde pensaba se movía básicamente el "enchufismo", ella me insistió mucho para que presentará mi curriculum, y así, después de un proceso de selección resulte elegida para el puesto...a través de ese trabajo pude alcanzar uno de mis sueños...comprar un piso... siempre tengo presente que todo  fue gracias a ese aviso de prensa que ella dejo bajo mi puerta.

La familia de mi amiga tan solidaria como ella, también nos acogió con los brazos abiertos, sus hijos, sus hermanos, su madre... en fin todos... y mis hijos la veían y la ven como lo que es.... mi hermana cósmica. Hoy día son tan amigos de ella como yo, cuando tienen la oportunidad de visitarla (ya que vivimos en otro país) se sientan a conversar y ahora ellos viven las mismas jornadas agradables de conversación y disfrute que se mantienen en mis recuerdos y mi corazón....que alegría!

Cuando nació su primer nieto me concedieron el privilegio de ser la madrina... a la fecha, mi único ahijado... y quien quiere más.... es un chico bello con un corazón inmenso como su abuela.

Nuestro cariño mutuo perdura y perdurará siempre; ella y su familia fueron el regalo que me dio la vida para decirme que no estaba tan sola como creía y que siempre hay gente maravillosa a tu alrededor que llega en el momento que más lo necesitas.... así fue como entendí la expresión de mi madre...en mi caso se presentó en la persona de Mélida.

Mélida... mi hermana cósmica, gracias por estar ahí todos estos años... te queremos!!

Y tú, tienes una hermana cósmica? tienes una de esas hermanas que te regala la vida? Escríbeme y cuéntamelo todo, aquí o a nuestro correo: mquemadres@gmail.com

Clika "me gusta" en nuestro Facebook y Twitter: @masquemadres y forma parte de nuestras super amigas MQM.

Suscríbete a nuestro youtube para seguir disfrutando de nuestras historias en vídeo y música. 

Pasa por la caja arriba a la izquierda y déjanos tu correo para recibir todas nuestras historias.

Enlaces relacionados: